La policía de la ciudad de Zhengzhou, en China, está utilizando gafas inteligentes para identificar, mediante reconocimiento facial, a los delincuentes. Esta nueva iniciativa podría expandirse a todo el país si las pruebas de este proyecto funciona.

Lo habíamos visto en Dubai y ahora vemos como en la provincia china de Henan, la policía se convierte en pionera al utilizar unas gafas de reconocimiento facial para identificar a los delincuentes de la ciudad. Al parecer la iniciativa esta funcionando ya que desde que la policía se equipó con smartglasses han detenido a 7 personas.

La noticia nos llega desde el periódico People’s Daily, el medio de comunicación del partido comunista de China. El estreno de las autoridades con unas gafas inteligentes similares a unas Google Glass, se ha realizado debido a que la afluencia en la ciudad crece ahora que estan a punto de celebrar el año nuevo chino. Se esperan más de 400 millones de viajes en tren este año y la policía de la ciudad está preparada verificar las identidades de los pasajeros, localizar delincuentes, impostores e incluso atrapar criminales.

La policía china y la ayuda de gafas inteligentes

El modelo que sale reflejado en las fotografías, nos recuerdan al modelo de gafas inteligentes de Google. El modelo en concreto parece ser las GXLSS, de BrightVision, un fabricante con sede en Pekín. A diferencia de las Glass de los chicos de Mountain View, las gafas trabajan con una base de datos de la policía y gracias a la cámara que lleva incorporada en la montura de las gafas, reconoce a la persona mediante reconocimiento facial, se conecta a la base de datos y refleja la información a una tablet que llevan los agentes.

policia china gafas

China ha invertido mucho dinero en la tecnología de reconocimiento facial. Esto se ha hecho para encontrar criminales, delincuentes, impostores, etc… El país comunista está trabajando para crear una base de datos sobre más de mil millones de ciudadanos. Si la cosa funciona en Zhengzhou, las gafas inteligentes para los policías podrían llegar a otras ciudades del país asiático.