La realidad virtual tiene muchas utilidades y una de ella es la de poder recrear, de manera virtual, un entorno histórico y poder sentir lo que sentían nuestros antepasados, un caso de este ejemplo es el del proyecto ScanPyramids.

En colaboración para el proyecto científico ScanPyramids, la compañía francesa Emissive, ha reproducido en realidad virtual, el interior de la pirámide de Khufu (Keops) . De ahí ha salido una aplicación para descubrir la Ciudad de la Arquitectura y el Patrimonio egipcio.

Poder ver y sentir en primera persona de una de las maravillas del mundo de la arquitectura sin estar presente en el lugar, es ahora una realidad gracias a este proyecto franco-egipcio y a la tecnología de realidad virtual.

ScanPyramids, “El escenario se adapta a la tipología del espacio”

Emissive, es el estudio de producción francés que se unió al proyecto para desarrollar una experiencia de realidad virtual de la pirámide de Keops. Eso ha sido posible gracias a todos los datos recopilados durante los años por el equipo de investigadores. Con este tipo de proyecto, se consigue analizar de forma no invasiva las pirámides egipicia, utilizando diversas tecnologías como la radiografía de muones o la termografía, utilizadas para determinar si todavía hay estructuras desconocidas en estos edificios. Precisamente no hace mucho, se dio a conocer el descubrimiento de una enorme cavidad de 30 metros detectada en el corazón de la pirámide de Keops.

ScanPyramids VR es el resultado de todos los hallazgos recogidos durante el paso de los años. Los creadores, afirman que esta aplicación presenta una nueva manera de investigar para las investigaciones de campo, abriendo un nuevo capítulo sobre el misterio de los monumentos egipcios.

Los creadores de dicho proyecto, hicieron un gran trabajo para poder recrear todo el entorno de la famosa pirámide aumentando el efecto de inmersión, lo que hace que el escenario se adapte a la tipología del espacio y ofrezca una total libertad de movimiento. Un espacio de 300m ², en el que el usuario visita cada rincón, acompañado por una guía, pudiendo sentir, de primera mano, el interior de uno de los majestuosos monumentos del planeta tierra.