Llevamos una tiempo parado en lo que a noticias sobre las gafas inteligentes de Google se refiere. Eso no significa que el proyecto esté cerrado, sino todo lo contrario. Los chicos de Mountain View están trabajando en el futuro wearable día a día y de manera sigilosa, pero de vez en cuando se les escapa algo.

Si no fuera por las patentes, poco conoceríamos de la próxima versión de Google Glass. Aunque cuando una empresa patenta algo, no significa que eso salga a la luz, pero ya nos va dando pistas de como podrá ser el producto final. Volviendo con Google, la nueva patente publicada en la Oficina de Patentes y Marcas de los Estados Unidos, demuestra que las próximas gafas inteligentes de Google podrían incorporar hologramas.

Google Glass con Hologramas

Seguramente al escuchar la palabra hologramas en unas gafas inteligentes nos lleve a HoloLens, las gafas de Microsoft. Pero para ponernos en materia en el caso de la gran G, vamos hacer un repaso de lo que hemos hablado en artículos anteriores en el blog.

Resulta que hace un par de años, nos enteramos que Google invirtió más de 500 millones de dolares en una empresa que tiene patentada una idea tecnológica innovadora como prometedora. Esta tecnología hace que el usuario pueda relacionarse con elementos de su alrededor e integrarlos con elementos virtuales, así como también elementos físicos. Estamos hablando de Magic Leap. Hemos relacionado muchas veces a esta empresa con el futuro de las gafas inteligentes del buscador y, ahora la podemos relacionar mucho más.

google glass hologramas

Desde el blog hemos pensado que Magic Leap será el futuro de Google Glass y parece ser que por el momento va por ese camino. Magic Leap tiene un potencial increíble y Google vio algo en esa empresa para invertir dicha cantidad de dinero de la que hablábamos antes. Además, hemos visto como las gafas inteligentes han evolucionado en estos años y un claro ejemplo es ver HoloLens de Microsoft. Seguramente Google al ver el producto de los creadores de Windows, hizo ponerse las pilas e investigar y desarrollar otras tecnologías para mejorar el que será uno de los dispositivos más prometedores de los últimos años, Google Glass.