glass2
La educación médica tradicional, al igual que en otros ámbitos educativos, está a punto de caer bajo la influencia de Google Glass.

Hoy en día, la tecnología ayuda a simular escenarios para el aprendizaje que de otra manera serían impensables para presentar a los alumnos. Dentro de estos escenarios, podemos contabilizar desde diferente software informático a maniquíes con arritmias cardíacas de fibrilación ventricular. Pero con la aparición de las Glass, este escenario ha cambiado y está llegando a un nuevo nivel tecnológico que es realista y, potencialmente, mas eficaz.

El Dr. Rafael Grossmann utiliza sus Glass en la sala de operaciones. En su , Grossmann explica como considera las Glass una potente arma para la educación.

Una mañana, Grossman recibe a un grupo de con un maniquí de alta tecnología médica, listo para mostrarles el potencial de sus Google Glass. El maniquí se conecta de manera inalámbrica a un ordenador. Dicho ordenador puede crear un conjunto de variables clínicas.

En las prácticas trabajan en tres puntos:

– Apoyo remoto de un cirujano mediante Google Glass ante un tratamiento urgente de emergencia en el exterior.
– Un cirujano con G-Glass, concentrándose en el procedimiento por completo gracias a poder manejar el gadget con la voz y la mirada, enseña pasos y estrategias a los estudiantes de una manera real y precisa.
– Un cardiólogo, , da, desde una ubicación remota, explicaciones sobre su experiencia con G-Glass.

En este vídeo podemos ver al Dr. Grossmann y sus alumnos haciendo historia con sus G-Glass. Hemos de recordar que es una simulación, aunque sorprendentemente realista:

Los actuales estudiantes, y los futuros, tienen la suerte de haber desarrollado sus estudios en un ambiente tecnológico, (pc, videojuegos y simuladores, smartphones,…). La aplicación del desarrollo tecnológico al ámbito educativo no puede si no sernos de un gran provecho, tanto a estudiantes, como a profesionales de diversos campos y pacientes. G-Glass acorta las distancias y proporciona una inmediatez de atención y conocimientos que, sin lugar dudas, se traducirá en un futuro muy cercano en una mejora de atención y en un aumento en salvamento de vidas.

.